¡Menudo jardín!

¡Menudo jardín!

Parece mentira que usemos algo tan bonito como un jardín como sinónimo de lío (¡Menudo jardín en el que te estás metiendo!). Así, como curiosidad, aclararemos que el origen de esta expresión se remonta a finales del siglo XIX y nació en el entorno teatral. Para un actor, perder el hilo de su papel puede ser un drama, más aún para sus compañeros si, para enmendar su error empieza a inventarse textos que el resto del elenco difícilmente va a poder seguir. Y es ahí, en ese momento de confusión máxima para los actores, donde nace la expresión meterse en un jardín (inglés, para más datos, que los jardines franceses son muy ordenaditos).

Pero, dramas de siglos pasados aparte, lo cierto es que lo que de verdad deseábamos todos en marzo de 2020 era tener un jardín. O una terraza. Bueno no, puestos a pedir, un jardín.

Un jardín es ese espacio que, cuando se tiene, se disfruta a la par que da pereza porque «mantenerlo da trabajo». Pero no nos engañemos, un jardín es un plus. Siempre. Poder salir del salón de tu casa a un jardín con un bonito mobiliario y disfrutar de un café o una merienda de verano, eso es un placer abosolutamente siempre. Más, en los tiempos que corren. Ya no te decimos nada si hay un confinamiento domiciliario.

¿Qué tendencias veremos en los jardines de 2021?

  • Sostenibilidad. La sostenibilidad es una constante hablemos de lo que hablemos. Una tendencia en sí misma en cualquier área de la vida y, por supuesto, también debe estar presente en nuestros jardines. ¿Cómo conseguirlo? Olvídate de jardines ingleses o franceses y escoge plantas nativas. La vegetación mediterránea es maravillosa.
  • Biodiversidad. Conservar la biodiversidad puede ser un ejercicio fácil con algunas sencillas medidas aplicadas a tu jardín. A saber: utilizar plantas autóctonas que requieren menos mantenimiento, evitar plantas exóticas invasoras, combinar flores ornamentales y silvestres o instalar una compostera, magnífica alternativa al uso de abonos químicos.
  • Habitabilidad. ¿Y si  aprovechas el jardín para ganar espacio a tu casa e instalar tu oficina? Acomodar tu espacio de trabajo en un porche que casi se diluya en el jardín puede ser una excelente (e inspiradora idea). Cierto, la propuesta puede tener algunas lagunas si pensamos en los meses de invierno, pero siempre se pueden buscar soluciones constructivas que integren espacios habitables en las zonas ajardinadas. Por no mencionar que entrenar al aire libre es mucho mejor que hacerlo encerrado en una sala.

Tener un jardín siempre es una buena idea, independientemente de su tamaño. No es necesario tener los jardines de Versalles (¡esos sí que dan trabajo!) para poder disfrutar de todos los beneficios que puede aportarnos tener un espacio abierto en nuestra propia casa.Y además, siempre puedes apostar por vegetación de bajo mantenimiento como las suculentas, plantas aromáticas o especies de hoja acicular, para que te dé menos trabajo.

Si estás buscando un chalet con jardín en un entorno natural y cerca de Oviedo, visita nuestras promociones de chalets en La Fresneda. También disponemos de parcelas individuales en El Cielo de La Fresneda para que construyas la casa que tu familia necesita con un precioso jardín a tu gusto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

7 − siete =

Artículos relacionados

Compare

Introduce el texto